Este proceso se parece en su inicio y aspecto al impétigo no ampolloso, pero evoluciona a una lesión mas profunda y crónica. La lesión inicial es una vesícula o una vesiculapústula con una base eritematosa que se extiende a la dermis para formar una úlcera de bordes elevados. La úlcera se oscurece por una costra seca y muy adherente que contribuye a la persistencia de la infección y formación de cicatrices. Las lesiones se extienden por autoinoculación, pueden alcanzar hasta 4 cms y aparecen mas comúnmente en las piernas. Entre los factores predisponentes están las lesiones pruriginosas, como las picaduras de insectos, la escabiosis, la pediculosis, que se someten a rascado con frecuencia, la higiene deficiente y la desnutrición. Algunas complicaciones consisten en linfangitis, celulitis y con menor frecuencia la glomerulonefritis postestreptoccócica. El microorganismo responsables es el Estreptotoco Beta Hemolítico del Grupo A; en la mayoría de las lesiones también se cultivan el Stafilococo Aureus, aúnque se ha demostrado que se trata de un patógeno secundario. Las costras se deben reblandecer con compresas templadas y retirar con jabón antiséptico, estando indicado el instaurar un tratamiento antibiótico sistémico. La mayoría de las lesiones responden a la penicilina.

El Ectima Gangrenoso, consiste en una úlcera necrótica cubierta por una escara de color negro grisáceo. Suele ser un signo de Sepsis por Pseudomona aeruginosa y aparece en pacientes inmunodeprimidos. La lesión comienza como una mácula eritematosa o purpúrica, que evoluciona hacia la formación de una vesícula y posteriormente se ulcera t está rodeada por un ribete de color rosado o violáceo. La úlcera en sacabocados presenta unos bordes elevados, con una costra central, densa, negra y deprimida. Pueden haber una o varias lesiones. Los pacientes con bacteriemia suelen tener lesiones en zonas apocrinas. También aparecen lesiones clínicamente similares como consecuencia de infección por otros microorganismos como S. aureus, A. hidrophila, especies de enterobacter, especies de Proteus, Pseudomonas cepacia, Serratia marcescens, especies de Aspergillus, E coli y especies de candida.

Existe infección bacteriana de la adventicia y la media de las venas de la dermis, pero las arterias estan respetadas; no existe afectación de la intima, ni de la luz Se deben obtener hemocultivos y biopsias cutáneas para cultivo, asi como comenzar tan pronto como sea posible, un tratamiento sistémico empírico con antibióticos de amplio espectro que cubran Pseudomonas.


Tratamiento
Localmente, fomentos con sulfato de cobre al 1 por 1 000 y pomada de yodoclorohidroxiquinoleína (clioquinol [Vioformo) a 1 a 3%; se puede usar mupirocina o fusidato de sodio (ácido fusídico). Por vía sistémica se usan antibióticos o sulfamidas; los de primera línea son dicloxacilina, 250 a 500 mg por vía oral cada 6 horas durante 5 a 7 días; amoxicilina con ácido clavulánico 250 a 500 mg cada 6 horas, o cefalexina, 1 a 2 g/día (25 a 60 mg/kg). Los de segunda línea son azitromicina, 500 mg/día durante tres días, o clindamicina, 15 mg/kg/día divididos cada 8 horas. También se usa penicilina G procaínica, 800 000 U/día durante 10 días; se continúa con penicilina benzatínica, 1 200 000 U cada ocho días durante 1 a 2 meses. Asimismo, puede utilizarse eritromicina o tetraciclina, ...

Volver a inicio