Búsqueda personalizada
 

 Esperanzadora vacuna para el VPH Una vacuna diseñada para prevenir la infección por el Virus del Papiloma Humano (VPH) mostró una efectividad de cien por ciento en la prevención de las lesiones precancerosas cervicales (NIC 2 y 3) y el cáncer cervical no invasivo (AIS), de acuerdo con los resultados de un estudio clínico.

1.- El 10 de diciembre de 2014, la Food and Drug Administration (FDA) de los EEUU aprobó la vacuna nonavalente, Gardasil 9, que previene la infección por 9 tipos de VPH: además de los tipos 6, 11, 16 y 18, previamente incluidos en la vacuna tetravalente, incluye a 31, 33, 45, 52 y 58. La aprobación es para niñas y mujeres entre los 9 y 26 años y varones entre los 9 y 15 años, para prevenir cáncer cervical, vulvar, vaginal y anal causado por los tipos de VPH de alto riesgo 16, 18, 31, 33, 45, 52 y 58 y la prevención de las verrugas genitales asociadas a los tipos de VPH de bajo riesgo 6 y 11.

2.- En octubre de 2014 la la Food and Drug Administration (FDA) aprobo la licencia para el primer grupo de vacunas antimeningococo serogrupo B (MenB) vacuna [ MenB-FHbp (trumenba, Wyeth, Pharamceuticals, Inc] con tres (3) dosis. En enero de 2015, da licencia a una segunda vacuna, la MenB (MenB-4c) [Bexsero, Novartis, Vaccines] con dos (2) dosis.

3.- El Advisory Committe on Inmunization Practices (ACIP) el 26 de febrero de 2015, recomienda el uso de vacunas contra neumococo B en individuos edad ≥ de 10 años que estén en riesgo de enfermedad por serogrupo B.

4.- Se publicaron los resultados de estudio en fase III sobre la eficacia de la vacuna viva atenuada tetravalente recombinante contra el los virus del dengue ( CDY-TDV) . El estudio se realizó en Asia y Latinoamérica con esquema de tres (3) dosis; 0,6 y 12 meses) del Laboratorio Sanofi Pasteur.
La eficacia para pacientes que recibieron un sola dosis fue de 64,7 %.
Eficacia por serotipo: virus serotipo 1, 50.3 %, tipo 2, 42,3 %,tipo 3, 74 % y para el tipo 4, 77,7 %.
Eficacia en prevención de enfermedad severa 95,5 %
Eficacia para prevención de hospitalizaciones 83, 3 %

El Virus del Papiloma Humano es una infección ocasionada por el papilomavirus, un microorganismo que permanece en estado latente en el cuerpo que, cuando se desarrolla y ataca lo hace de forma muy violenta.
Este virus tiene la capacidad de mutar constantemente, lo que lo hace, además de peligroso, difícil de controlar. Los más de 100 tipos identificados se han clasificado por el lugar del cuerpo en que ocasionan sus lesiones y aproximadamente la mitad de ellos se transmiten sexualmente.

En la mayoría de las personas el VPH desaparece por sí solo. Sin embargo, ciertos tipos de virus causan otras verrugas genitales, en el caso particular de las mujeres, ocasionan lesiones cervicales benignas o precancerosas e incluso cáncer cervical. Esta última enfermedad causa aproximadamente 290 mil muertes en el mundo cada año.
El análisis primario del citado estudio evaluó la incidencia de NIC 2/3 y AIS en las mujeres que: habían recibido tres dosis de la vacuna; habían cumplido en su mayoría con el protocolo del estudio y que no tenían infección de los tipos 16 o 18 de VPH hasta el séptimo mes.

La vacuna fue aplicada a 5,301 mujeres, quienes tras 17 meses de seguimiento no presentaron lesiones precancerosas o cáncer no invasivo; a diferencia de un grupo de 5,258 mujeres, a las cuales se administró un placebo, y donde se registraron 21 casos con algún tipo de lesión.
Como parte del estudio, denominado FUTURE, se realizó también un análisis secundario, con el cual se evaluó la incidencia de dichas lesiones en un grupo más amplio de mujeres.

Este análisis inició 30 días después de la administración de la primera dosis de la vacuna o placebo, e incluyó a todas las mujeres del primer grupo de análisis, así como a las mujeres que se habían infectado con los tipos 16 o 18 del VPH durante el período de vacunación, y a aquellas que pudieron no haberse apegado al protocolo, por ejemplo, al no asistir a ciertas visitas establecidas.

Los resultados de este segundo estudio mostraron una efectividad del 97 por ciento de la vacuna, pues se presentó sólo un caso de lesión entre las 5,736 mujeres que recibieron la sustancia a prueba; contra 36 casos en el grupo al que se suministró un placebo (conformado por 5,766 mujeres). Para este grupo hubo un seguimiento de dos años, en promedio.

El estudio para comprobar la efectividad de la vacuna, diseñada por los laboratorios Merck Sharp & Dohme (MSD), se realizó en 90 centros de estudio en países como Brasil, Colombia, Dinamarca, Finlandia, Islandia, México, Noruega, Perú, Polonia, Singapur, Suecia, el Reino Unido y los Estados Unidos (incluyendo Puerto Rico).
La vacuna se diseñó para atacar los tipos 16 y 18 del VPH que son los causantes de 70 por ciento de las clases de cáncer cervical y los tipos 6 y 11 que causan nueve de cada diez verrugas genitales. Estos cuatro tipos de virus también pueden causar los cambios cervicales benignos que aparecen en los resultados “anormales” de la citología vaginal o Papanicolaou.


Volver a inicio