Búsqueda personalizada

 

 

 

 

 

 

 

Para mantener la buena salud no basta solo la alimentación adecuada. En pediatría se presentan casos donde a los "bajitos pacientes" se les debe suministrar complejos vitamínicos para prevenir o controlar  enfermedades. hoy día, millones de personas toman estos suplementos y otros productos nutricionales. Sin embrago, muchas otras no obtienen beneficio alguno y lo que es peor, algunos se ven perjudicados por los efectos secundarios, pues hay que utilizar estos productos con inteligencia y seguridad.

Que son las vitaminas?

Son sustancias orgánicas esenciales, necesarias en pequeñas cantidades para el crecimiento, el mantenimiento y el funcionamiento del organismo. Por regla, deben ser obtenidas de los alimentos ya que el organismo es incapaz de producirlas. la excepción es la vitamina D, que puede ser producida por la piel cuando está expuesta a la luz solar.

Si la ingesta de vitaminas es insuficiente a causa de una mala alimentación o de dietas restrictivas, pueden emplearse los suplementos vitamínicos para evitar las enfermedades por deficiencia de vitaminas. Recientemente han ido aumentando los datos que apoyan el empleo de algunos suplementos vitamínicos  para la prevención de enfermedades. Difieren de las proteínas, las grasas y los hidratos de carbono y no son piezas estructurales ni proporcionan energía o calorías, pero son necesarias en pequeñas cantidades para las reacciones químicas o metabolismo del organismo.

Requerimientos diarios recomendados.

Los requerimientos diarios recomendados desde el punto de vista médico son valores publicados por los expertos, con respecto a la ingesta diaria de determinados nutrientes esenciales para prevenir la desnutrición y la deficiencias graves. Así, el suministro diario de las vitaminas para lactantes, niños, adultos y mujeres embarazadas varía de acuerdo con la condición; pero se incluyen la vitamina A, D, E, K, C. B1, B2, niacina, B6, ácido fólico, y B12, siendo el médico tratante, o pediatra en este caso quien determine la cantidad de unidades o miligramos que deben ingerir.

La deficiencia de vitaminas pueden generar sindromes.

Son enfermedades causadas por una mala alimentación o una inadecuada ingesta de vitaminas. Dependiendo de la vitamina, las deficiencias severas pueden causar anemia, en el caso que no se ingiera ácido fólico y vitamina B12, lesión nerviosa por carencia de tiamina y vitamina B12; aumento del riesgo de hemorragias, sino se consume vitamina K; deterioro de la visión nocturna y ceguera, como consecuencia de la poca ingesta de vitamina A; enfermedades óseas por deficiencia de la vitamina D, entre otras enfermedades.

Las enfermedades por deficiencias graves de vitaminas son raras en los países occidentales, pero aún son frecuentes en determinadas áreas de los países tercermundistas.

Síndromes por deficiencias vitamínicas.

Si hay deficiencia de vitaminas en el organismo se evidencian varios síntomas; si hay poca ingesta de vitamina Ase puede padecer la xeroftalmia con la subsecuente piel y ojos resecos, ocasionando ceguera en los casos avanzados. En el caso de la vitamina D, sino se consume puede generar osteomalacia, que deriva en huesos débiles o blandos. Si la vitamina K es poco consumida a través de los alimentos y/o suplementos vitamínicos puede producirse hipoprotombinemia, que se define como la reducción de los factores de la coagula

ción de la sangre, conduciendo a un aumento del riesgo de hemorragia. También es fundamental el consumo de la tiamina o complejo B1, ya que su deficiencia ocasiona el "beri beri" desencadenando la lesión cerebral, nerviosa o cardiaca. Es conveniente tomar en cuenta que la deficiente ingesta de niacina desencadena inflamación cutánea , produce cuadros diarreicos, lesión nerviosa y hasta demencia.

Una alimentación sana.

Una alimentación sana es aquella que es equilibrada y proporciona las calorías y nutrientes esenciales necesarios. también ayuda a conseguir y mantener un peso ideal y unos niveles sanguíneos de colesterol normales. Los diferentes alimentos contienen diferentes cantidades de hidratos de carbono, proteínas y grasas, así como de vitaminas y minerales. En este sentido, ningún alimento aislado puede proporcionar todos los nutrientes que necesita el organismo. Por ejemplo las naranjas proporcionan mucha vitamina C, pero no vitamina B12, mientras que el queso proporciona vitamina B12, pero no vitamina C. Por lo tanto. una alimentación equilibrada debe contener una amplia variedad de alimentos, de cada uno de los grupos de la pirámide alimentaria. Por ejemplo, un niño promedio de un país occidental debería ser capaz de obtener todos los nutrientes y vitaminas que necesita su organismo a partir de una alimentación equilibrada. Sin embargo, algunos necesitan suplementos vitamínicos para prevenir las deficiencias vitamínicas graves. sobre este particular, algunos investigadores creen que una alimentación equilibrada puede ser mucho mas beneficiosa y segura que la ingesta de suplementos vitamínicos; no obstante, los suplementos vitamínicos son interesantes en las situaciones para prevenir los síndromes por deficiencia vitamínica grave en poblaciones especiales, como casos de malnutrición e inapetencia, por ejemplo. Especifican los especialistas que todos los suplementos vitamínicos se sintetizan quimicamente, es decir, están fabricados en un laboratorio. Por tanto, afirmar que estos son "naturales" es incorrecto.

Toxicidad de las vitaminas.

La administración de la mayoría de las vitaminas es segura, aunque algunas pueden producir efectos secundarios e interreacciones farmacológicas. si bien, los efectos secundarios de la vitamina C son raros, las dosis elevadas pueden producir cálculos en el riñón o anemia. La vitamina A, puede causar defectos congénitos; en niños la toxicidad puede causar dolor de cabeza, nauseas, vómitos y mareos, protrusión de los globos oculares, visión doble y edema cerebral. La publicidad es otro factor que ha generado el elevado consumo de suplementos vitamínicos, debido a la presión de la industria para vender estos productos. En este sentido, el mercadeo se ha preparado para vender productos para hombres, mujeres y niños y para el rendimiento de deportista; pudiendo ser muchos de ellos ser altamente nocivos para la salud. En todo caso es el médico quien determina los requerimientos vitamínicos, sobretodo en los niños.

Otros padecimientos por falta de vitaminas.

Con mas frecuencia, el raquitismo y la osteomalacia son causados por una deficiencia en la vitamina D en la dieta. En los niños, esto puede estar relacionado con el consume insuficiente de leche fortificada con vitamina D, el suministro insuficiente de suplementos  de vitamina D en niños que toman leche materna o bien en aquellos que son intolerantes a la lactosa y a la falta de exposición a la luz solar, por lo menos 15 minutos diarios. Para ayudar a prevenir el raquitismo o la osteomalacia, los pediatras recomiendan la ingesta de leche fortificada con vitamina D, consumo de calcio y otros minerales. si cree que la alimentación de su hijo puede ser deficiente, lo mas recomendable es que hable con su médico al respecto para alternar otras fuentes de vitaminas y minerales. Asi mismo, la carencia de iodo es la causa principal del retraso mental y lesiones cerebrales que son prevenibles. Los efectos mas nocivos de la carencia de iodo se dan en el cerebro del feto durante el embarazo y en los niños de corta edad, durante los primeros años de vida. Se estima que la mayor parte de niños y niñas cuyas madres padecieron insuficiencia de iodo durante el embarazo, tienen un aspecto normal, pero han sufrido lesiones cerebrales y una disminución del coeficiente intelectual, lo cual afecta su capacidad de desarrollarse plenamente. El escorbuto infantil, provocado por las deficiencias de la vitamina C, generalmente ocurre entre los dos y los doce meses y se da en niños que son alimentados con biberon y leche procesada de marcas de calidad inferior. Es conveniente saber que el calor frecuentemente destruye la vitamina Cal procesar la leche. A las buenas marcas de leches procesadas se las fortifica con esta vitamina, precisamente para evitar el escorbuto. Casi siempre el primer signo de escorbuto infantil es el dolor de las extremidades. El niño llora cuando mueve las extremidades o incluso si las tocan. Luego, las encías se inflaman entre los dientes y sangran con facilidad. La efectiva nutrición consiste en saber elegir que alimentos consumir y en que cantidad, según la etapa de la vida y la actividad física que desarrollen los niños. Para mantener el organismo en buen estado de salud y los alimentos que proporcionan los nutrientes están presentes en el agua, los carbohidratos, las proteínas, grasas, vitaminas y minerales. Siempre es aconsejable darle al niño una dieta alta en proteínas, eligiendo el consumo de leche queso, huevo bien cocido, en niños mayores el pescado o los mariscos, también pueden suministrárseles por lo menos una vez a la semana y a diario conviene elegir los jugos de frutas naturales, los vegetales verdes y amarillos, frutas crudas y yogurt entre otros.

Volver a inicio