Búsqueda personalizada

Es la inflamación del tejido celular palpebral sin afectación del globo ocular, por lo que se mantendrán intactas la función y la movilidad ocular.

 

¿Qué aumenta el riesgo de que un niño contraiga celulitis periorbitaria?

  • Tener sinusitis

  • Un corte, rasguño u objeto extraño en el ojo o cerca del ojo

  • Una picadura de un insecto o mordedura de un animal

  • Una infección profunda en los dientes

  • Un orzuelo (bulto en el párpado) o una inflamación de la glándula que produce las lágrimas

El tejido periorbital se puede infectar a través
de dos formas:
• Traumatismos: que a pesar de ser más frecuente en la primera infancia, se pueden producir a cualquier edad. En este grupo se incluye las lesiones producidas por picadura de insectos.
• Como foco secundario a partir de una bacteriemia, sobre todo en niños pequeños (3- 36 meses) que están expuestos a mayor riesgo de contraer bacteriemia a neumococo.
La celulitis orbitaria es post-septal con compromiso de la órbita en sí. Generalmente se produce como complicación de una sinusitis con extensión de la infección hacia la órbita. La órbita estarodeada por:
• piso del seno frontal
• pared interna del seno etmoidal
• techo del seno maxilar.


El seno etmoidal es la fuente más común de infección orbitaria debido a que éste se separa de la órbita solamente por una lámina papirácea. En la adolescencia, el seno frontal también puede ser una fuente de celulitis orbitaria. Debido a que la sinusitis es un prequisito para la celulitis orbitaria, este proceso se da más en ni-ños mayores.

La causa de la aparición de la celulitis periorbitaria es por infección a partir de la presencia de bacterias que se encuentran en la zona nasal, como por ejemplo las bacterias que provocan la sinusitis.

El cuadro de celulitis periorbitaria puede complicarse si la persona ejerce un rascado sobre la zona ocular, evidentemente porque comienza a sentir molestias en dicha zona.

Sin embargo, a diferencia de la celulitis orbitaria, la celulitis periorbitaria afecta a las zonas de la piel blandas que se encuentran alrededor del ojo como por ejemplo los párpados.

Esto no significa que el ojo se encuentre a salvo, ya que la infección puede extenderse comprometiendo también a la zona ocular.

 

 

Los microorganismos que causan infecciones de las vías respiratorias son las bacterias Staphylococcus y Streptococcus,  y se considera que son los principales factores causantes de esta infección. Estas bacterias pueden fácilmente encontrar el camino a los ojos a través de los párpados por un simple arañazo. Inicialmente, Haemophilus influenza o Bacillus fue la causa más común de este trastorno. Con la llegada de Haemophilus influenzae tipo B (Hib), el riesgo de contraer una infección de estas cepas de la gripe se ha reducido considerablemente.

Complicaciones celulitis periorbitaria:

 

Esta infección común de los párpados se encuentra asociado con un número de complicaciones graves como:

  • Trombosis del seno cavernoso

  • Encefalitis

  • Pérdida de la visión

  • Meningitis

  • La celulitis orbitaria

  • Osteomielitis

 Tratamiento de la celulitis periorbitaria

 
La celulitis periorbitaria postraumática no complicada generalmente se trata con antibióticos vía oral que cubren germenes Gram (+) como por ejemplo cefalexina, ceftibuten, dicloxacilina oclindamicina.
En niños pequeños sin signos aparentes de lesión traumática y con signos de enfermedad sistémica el neumococo puede estar presente. Debido a que estos pacientes pueden estar en riesgo de meningitis y que los pacientes menores de 15-18
meses no manifiestan signos o síntomas asociados a compromiso meníngeo, es que se recomienda realizar punción lumbar a este grupo de niños. Se observó casos de líquido cefalorraquídeo aparentemente normal con cultivos positivos, por lo que los expertos recomiendan en niños pequeños con celulitis periorbital sin trauma y acompañados de compromiso sistémico, la internación y el uso de antibióticos endovenosos.
A pesar de que el uso de vancomicina y ceftriaxona se justifica mientras se espera el resultado del LCR y el antibiograma, en caso de LCR normal se puede utilizar ceftriaxona solamente. En la celulitis periorbitaria neumocóccica sin meningitis (inclusive con bacteriemia) la respuesta al tratamiento es rápida: una vez que se ven mejorías se completa un curso de antibióticos de 10 días en forma oral.
Si esta condición no es tratada adecuadamente, el desarrollo de un absceso orbital puede ocurrir. La visión de los pacientes pueden quedar seriamente amenazado y puede incluso conducir a la meningitis. Para el manejo de pacientes con celulitis orbitaria o absceso orbital, que es mas grave, se requiere un equipo interdisciplinario formado por pediatra, infectólogo, otorrinolaringólogo y oftalmólogo.
Como terapia inicial es razonable el uso de ampicilina e inhibidor de betalactamasa. A pesar de que en el pasado se utilizaba el drenaje quirúrgico en pacientes con complicaciones serias de la sinusitis, actualmente estos pacientes son tratados únicamente con terapia antibiótica.
Los pacientes con un absceso importante con oftalmoplejía y/o compromiso visual deben ser sometidos a drenaje quirúrgico del absceso y del contenido del seno. Otros pacientes pueden recibir tratamiento antibiótico endovenoso,
mientras se realiza un monitoreo minucioso.
Si no hay mejoría clínica en 24-36 horas se puede repetir la TAC o considerar la intervenciónquirúrgica. Dependiendo de la evolución clínica se puede administrar ATB endovenoso durante una semana para luego continuar por vía oral hasta completar un esquema antibióticode tres semanas.

Factores tales como la edad de los pacientes, la historia clínica, la salud general y el grado de infección generalmente ayudar a decidir la opción de tratamiento adecuado que puede ser cualquiera de los siguientes:

Tratamiento antibiótico oral

Es la única forma de tratamiento disponible que ayuda en la erradicación de la bacteria. En los niños mayores o adultos con infección leve, amoxicilina-clavulánico o ceftibuten se administra ampliamente.

Los antibióticos intravenosos

Éstos generalmente se prefiere en caso pacientes no son capaces de responder a la técnica anterior, o si la condición se convierte en grave. Tipo de antibióticos por vía intravenosa consiste en la cefuroxima y ceftriaxona son comúnmente prescritos por los médicos. Otros antibióticos primarios incluyen la penicilina que no se debe administrar a pacientes con alergia a este medicamento.

Los analgésicos y medicamentos antiinflamatorios

El acetaminofeno se administra a menudo a los niños para la reducción de la fiebre. Anti-inflamatorios no esteroideos, como el ibuprofeno también se dan con el fin de reducir la inflamación y las molestias en el ojo.

Volver a inicio